jueves, 30 de junio de 2016

La Televisión Pública y un esperado estreno de calidad


Por Gabriela Fabbro.


Una de las buenas noticias del año televisivo local fue el estreno de la nueva serie de ficción El marginal. La pantalla de la TV pública recibió esta nueva producción de Underground, la empresa de Sebastián Ortega, a fines de mayo. Esta vez, al igual que en Historias de un clan, Sebastián delegó la dirección en su hermano Luis y la producción en Pablo Cullel. 

Una historia narrada en el ámbito de la cárcel (filmada en la ex cárcel de Caseros), presenta a Miguel Palacios (interpretado fantásticamente por Juan Minujín), como un ex policía, con ciertos antecedentes legales, que, tentado por un juez para una nueva tarea, acepta el nuevo trato sin medir las consecuencias, creyendo que solucionará sus problemas con la ley. Bajo la falsa identidad de Pastor Peña, debe ingresar con una causa falsa en una cárcel, con la intención de desenmascarar a una banda que ha secuestrado a la hija de dicho juez e intentar descubrirla. La banda, formada por ex convictos y guardacárceles tiene aún a su hija en cautiverio.

El escenario lúgubre y asfixiante de la cárcel, ya fue mostrado y narrado en otra ficción de Sebastián Ortega, en el año 2002, cuando aún era parte del equipo de Ideas del Sur.
 Tumberos en esa oportunidad nos propuso esta temática, en su momento novedosa y arriesgada, que todavía hoy la crítica y el público lo recuerda como un producto de gran calidad.

Nuevamente, los Ortega, convertidos en una dupla creativa fundamental de la TV abierta local, han logrado una historia muy rica, potente y con un cuidado estético impecable. Juegos de iluminación, ritmo audiovisual envolvente, atmósferas ambiguas, planos cuidadosamente elaborados, y actuaciones, que, a pesar de lindar en algunos casos con el estereotipo (muy probable en este tipo de historias), son excelentes. 

Juan Minujín demuestra una construcción de su personaje muy seria, con interesantes matices. Un halo de perversión rodea a cada uno de ellos. El ámbito de “la villa” dentro del patio de la cárcel ofrece un universo particular dentro del más amplio espacio cerrado. Oscuro pero con la “libertad” construida por sus habitantes, este espacio cautiva desde el primer momento. El sonido ambiente acompaña y narra desde el comienzo con un gran protagonismo.

Es destacable la participación de Carlos Portaluppi y Gerardo Romano que acompañan el elenco con roles muy atractivos y siniestros a la vez. Martina Gusmán también tendrá un rol clave: será la asistente social de la cual se enamorará Pastor.

Esta es una idea original de Adrián Caetano, un director que colabora con la calidad del producto, y quien escribe los guiones junto a Guillermo Salmerón. Melodrama, suspense, mundo carcelario, hacen de El marginal un programa que se suma a la renovada pantalla de nuestra TV Pública.


Seguir contando con contenidos de ficción de calidad en la TV abierta argentina supone un intento por subsistir en el contexto de interactividad y multiplataforma que le viene ganando terreno. 

Underground ya tiene asegurada una segunda temporada, que producirá junto a Netflix, y que estará disponible en esta plataforma de contenidos, además de haberse vendido ya a España, Portugal y el Reino Unido.  El referente de la televisión sigue siendo muy fuerte en el público local, y El marginal no queda de lado, por el contrario, aporta y suma a la oferta, tanto de la TV abierta como en el contexto actual de convergencia.

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada